Selena Forever

The Selena Trial

The Houston Chronicles Files

Admiradores de Selena expresan sus sentimientos

Tomado del artículo de ALLAN TURNER Derechos reservados 1995, Houston Chronicle

9:51 PM 10/9/1995

Richard Burke, quien vive en la acera, amorosamente seleccionó un cigarrillo Marlboro, parcialmente fumado, de un montón de colillas que tenía en la palma de sus mano, se recostó contra la pared de la corte, lo prendió y dijo: "¿Selena? Yo sólo conozco un tigre llamado Selena. Estaba en el Circus Vargas. Esta otra Selena -- Yo oigo conversaciones de esto mientras como mi cena. Pero no conozco los datos del juicio". De todos los que se reunieron el lunes en la corte criminal del condado de Harris, Burke -- un antiguo guarda de animales -- pudo haber sido el único que no sabía que Selena Quintanilla Perez es la fallecida cantante tejana de Corpus Christi. Para docenas de otros -- admiradores presentes el primer día del juicio de la acusada del asesinato -- su nombre era tan conocido como el suyo propio.

Estaba en sus pancartas, en sus camisetas y en sus labios. Hubo poco drama el lunes -- sólo el tedioso proceso de eligir a un jurado. Pero en la acera, los admiradores crearon su propia conmoción. "¡Culpable! ¡Culpable! ¡Culpable!", cantaba un grupo de mujeres detrás de carteles de su heroína. Instantáneamente fueron rodeadas por una muchedumbre de camarógrafos de televisión ansiosos de obtener forraje para las noticias de la tarde. Más de 200 reporteros de noticias están a mano para el juicio de Yolanda Saldívar, el cual se espera durará dos semanas. Para no ser de menos, otro grupo comenzó a gritar "¡Justicia! ¡Justicia!" Luego las mujeres pararon y comenzaron a discutir sobre si la palabra justicia se pronunciaba "justicia" o "husticia". La facción que decía que con "h", ganó la partida y la canción comenzó de nuevo. Una mujer estaba parada en la muchedumbre y besó la imagen de Selena en su cartel. "Queremos justicia", dijo una de las admiradoras, Norma Juarez. "Ella le quitó la vida a una muchacha amable e inocente". Si se absolviera a Saldívar de la muerte de Selena, dijo ella, "Sería como se sintieron los Goldman en el juicio de O.J. Simpson -- que no hay justicia. Es ese tipo de sentimiento, pero es diferente. Nosotros sabemos que Saldívar le disparó -- y no es un accidente cuando alguien corre detrás de tí y te dispara".

Selena fué asesinada en un motel de Corpus Christi en marzo cuando se encontró con Saldívar, 35, quien manejaba las operaciones de las tiendas de modas de Selena. El padre de la cantante, Abraham Quintanilla, ha dicho que Saldívar defalcó aproximadamente 30.000 dólares del negocio. Mientras esperaban que algo -- cualquier cosa -- pasara, los admiradores batallaban para explicar sus sentimientos por la inmensamente popular cantante, quien, al momento de su muerte, se preparaba para cruzar la línea al mercado de música en inglés. ¿Ves esta piel morena?", dijo Lalo Sandoval, un admirador adulto. "Hay un alma morena también. "Estoy aquí para demostrar mi apoyo por Selena", añadió. "Ella era un modelo ideal y un regalo para la gente hispana. Ella era la capitana-navegadora que convirtió los mares turbulentos en un mar de paz y tranquilidad. Ella era muy santa -- casi como el papa. Tú tocas su bastilla y te purificas. "Su sonrisa sola te hacía sentir bien. Aunque tuvieras problemas. Ella te libraba de tus pesares, por lo menos por un poco tiempo, y te dejaba con pensamientos felices".

"Ella era un símbolo", dijo Shelly López, 22. "Ella era un símbolo para nosotros". Mezclados con los admiradores de Selena el lunes estaban aquellos que les querían vender algo -- productos o ideas. Raul Alexandro mudó dos de sus camionetas El Taco Loco al perímetro de la corte antes de la madrugada, planeando tener un buen día vendiendo café, tacos y hamburguesas. En competencia estaban los vendedores de meriendas y helados. Silenciosos miembros de los testigos de Jeová distribuían copias de la revista Watchtower. Un representante del grupo de San Francisco, "Food Not Bombs" (Comida, no bombas), distribuía invitaciones a oír una charla del cofundador del grupo acerca de los "ataques del gobierno y las corporaciones sobre las personas sin hogar". David Lee O'Brien, vestido de una camiseta azul que decía "The Peace Maker" (El fabricante de paz), apeló por los soldados americanos perdidos en acción durante la guerra de Korea, y mujeres de la iglesia Liberty Revival, armadas con carteles con fotos de fetos abortados, apelaron por la causa antiaborcionista. Un hombre conocido como el "hombre de los vegetales" entró en la muchedumbre con una caja de vegetales en la cabeza.

Los que asisten a menudo a la corte dijeron que el hombre compra vegetales en un mercado agrícola y viaja hasta el centro en bus para revenderle a los residentes del centro y de los hoteles. Para la apertura del juicio, la calle afuera del tribunal estaba congestionada con camionetas con satélites de televisión y policías montados a caballo patrullando el área. Adentrada la tarde, un bus de la ciudad atropeyó a un policía a caballo que se metió en su camino, lanzando al oficial B.J. Boudreaux como 10 piés. El oficial fué llevado a un hospital local con una herida en la pierna. El caballo, llamado Blue, fué localizado a varias cuadras del lugar y fué llevado a los establos de la policía para ser examinado.

Reportaron que se encontraba bien el lunes. Sobre la congestión se oyó el pregón de un limpiador de zapatos. Pero pocos de los que estaban en la muchedumbre se sentían como para recibir un brillo de espejo para sus zapatos. "Nunca he visto algo así antes", dijo Warren the Shine Guy, como se identificó él mismo. "Yo creo que O.J. empezó todo esto. Hay mucha gente allá afuera, pero no pueden juzgar este caso en la acera. Si lo toman fuera de contexto, cualquier cosa puede pasar. "Todo esto está fuera de proporción". Warren le hizo señas a la muchedumbre que pasaba. "El negocio no ha ido muy bien. Hay tanto tráfico en la acera", dijo. "Tanta gente con cuello de hule. Ha sido un día como muerto. Bueno, a lo mejor mañana será un día mejor. "Siempre estoy buscando un día mejor".